LA AZOTEA DE CÁDIZ

Cuando la carne de ballena sustituyó a la de ternera en Cádiz

Corrían los años cincuenta. Concretamente 1951. España no pasa por su mejor momento y desde luego la variedad de carne de la que hoy disfrutamos era sencillamente inimaginable. Atada todavía a las malditas cartillas de racionamiento, fruto de la Guerra Civil, Cádiz como el resto del país debe amoldarse a la dura realidad. Por eso, cuando el alcalde Carranza anuncia la llegada a Algeciras de un camión con 3.500 kilogramos de carne de ballena, los gaditanos se vuelven locos. El alcalde anuncia además que se pondrá a la venta en el Mercado Central y que no será la única vez.

Es así como los gaditanos, sobreviviendo en una de las épocas más oscuras de nuestra reciente historia, hincan el diente a la ballena, convirtiéndose en la carne de moda en aquel tiempo. En el Mercado Central el puesto del industrial Juan Ruiz Caballero, se encarga de informar sobre su alto valor nutritivo y su bajo coste. Dos razones más que suficiente para que los bares la pongan como tapas y los gaditanos se la lleven a su casa.

@ManoloDevesa